De acuerdo a las indicaciones de Nuestra Amada Madre, la Virgen María, en el mensaje del 01-12-2013, Madre de la Salvación 

Para ver el mensaje completo con las indicaciones de Nuestra Madre para hacer la Novena,  click en imagen

Esta es la oración; Cruzada de Oración (130) 
que debéis decir  cada uno de los siete días, 
(3 veces al día por las mañanas)

Cruzada de Oración (130)
 Novena de Salvación:

Mi amada Madre de la Salvación, por favor obtén para todas las almas, el Don de la Salvación Eterna a través de la Misericordia de tu Hijo, Jesucristo.

Mediante tu intercesión, suplico que tú ores para liberar a todas las almas que están en esclavitud de Satanás.

Por favor, pide a tu Hijo mostrar Misericordia y perdón para aquellas almas, que Lo rechazan, que Lo lastiman con su indiferencia y que adoran la doctrina falsa y dioses falsos.

Te imploramos Madre querida, que pidas por las Gracias para abrir los corazones de las almas que más necesitan de tu ayuda. Amén.


Tarjetita autorizada, para hacer copias y repartir 

viernes, 20 de septiembre de 2013

Madre de la Salvación: El único camino a la Vida Eterna es a través de mi Hijo, Jesucristo

Viernes 6 de septiembre de 2013 a las 20:15 hrs.

Mi niña, ninguno de ustedes debe jamás olvidar que mi Hijo murió a fin de rescatar a la humanidad. Liberó a todas las almas de la esclavitud a la bestia. Les dio a todos ustedes el Don de la Salvación y a fin de recibir Vida Eterna, ustedes deben venir a mi Hijo y pedirle por este Gran Don.

El único camino a la Vida Eterna es a través de mi Hijo, Jesucristo. Porque Él es tan misericordioso, les permite a todos la oportunidad de venir a Él, por su propio libre albedrío. Él dio al mundo la Verdad y, por Su Regalo de Su muerte en la Cruz, abrió el camino para que todos vivan en eterna paz y en Su Paraíso.

Muchos no aceptan a mi Hijo ni creen en Dios. Si no creen en Dios o aceptan el Don de la Salvación, entonces se separan a sí mismos de Dios. Debido a esta Última Misión para salvar almas, incluyendo las almas de todos los pecadores, además de la de aquellos quienes se rehúsan a reconocer la existencia de Dios, mi Hijo llevará a cabo un Gran Milagro. Durante El Aviso todos verán la prueba de que ellos tienen un alma y muchos se convertirán. Aquellos quienes no se conviertan y quienes permanezcan ateos no pueden ser dados el Don de la Salvación, ya que rehusarán Su Mano de Misericordia. Aquellas almas lo rechazarán de la manera más desafiante y nada, sino sus oraciones, puede salvarlos.

Aquellos quienes rehúsan cada intento, cada intervención y cada Misericordia, para traerlos al Nuevo Paraíso, serán echados fuera. Ya que suyo no será el Reino de mi Hijo, porque mi Padre, Quien legó a la humanidad con el Don del libre albedrío, nunca impondrá Su Voluntad sobre ninguno de Sus hijos.

Recen, recen, recen que los ateos acepten la Mano de Misericordia, la cual mi Hijo extenderá a cada uno de ellos. Recuerden recitar la Cruzada de Oración para salvar a estas pobres almitas.

Su amada Madre