De acuerdo a las indicaciones de Nuestra Amada Madre, la Virgen María, en el mensaje del 01-12-2013, Madre de la Salvación 

Para ver el mensaje completo con las indicaciones de Nuestra Madre para hacer la Novena,  click en imagen

Esta es la oración; Cruzada de Oración (130) 
que debéis decir  cada uno de los siete días, 
(3 veces al día por las mañanas)

Cruzada de Oración (130)
 Novena de Salvación:

Mi amada Madre de la Salvación, por favor obtén para todas las almas, el Don de la Salvación Eterna a través de la Misericordia de tu Hijo, Jesucristo.

Mediante tu intercesión, suplico que tú ores para liberar a todas las almas que están en esclavitud de Satanás.

Por favor, pide a tu Hijo mostrar Misericordia y perdón para aquellas almas, que Lo rechazan, que Lo lastiman con su indiferencia y que adoran la doctrina falsa y dioses falsos.

Te imploramos Madre querida, que pidas por las Gracias para abrir los corazones de las almas que más necesitan de tu ayuda. Amén.


Tarjetita autorizada, para hacer copias y repartir 

jueves, 5 de julio de 2018

Mensaje de la Virgen María: “Alma Víctima”

Jueves 28 de julio del 2011 a las 14:25 hrs.

Hija Mía, es con gran gozo, que vengo para ayudar a guiarte en tu misión, para ayudar a Mi Amado Hijo, para salvar incluso más almas. Tu entrega final para ofrecer al Altísimo, Dios Padre, tu acuerdo de ser un alma víctima, es aceptado con gran gozo en los cielos.

Tú, Mi niña, vas ahora a ayudar a salvar esas almas, que de otra manera han sido destinadas a las fosas de la oscuridad. Esta oferta será recompensada con gracias especiales, para darte la fortaleza para soportar las pruebas con gran facilidad. Tu espíritu, hija Mía, será ahora fortalecido para que esos asuntos pertenecientes al mundo material, te importen poco a tus ojos.

Siempre llámame, tu Madre y Mentora, para traerte al seno de Mi precioso y amado Hijo, Jesucristo y a Dios, el Altísimo. Reza ahora, para prepararte adecuadamente, para consagrarte apropiadamente para este importante reto.

Siempre te cubro con Mi Manto Santo y tú, Mi dulce niña, siempre estarás cerca de Mi corazón.

Tu amada Madre,
La Reina de los Angeles