Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Novena de SALVACION * IMPORTANTE *
NOVENA Inicia HOY
De acuerdo a las indicaciones de nuestra Amada Madre, la Virgen María en su mensaje del 
1° de diciembre, 2013 hoy podemos iniciar con la Novena de Salvación.

"Doy ahora a todos vosotros un Regalo especial, bendecido por mi Hijo, para que a todas las almas se les conceda inmunidad contra los fuegos del infierno y sea concedida la salvación. Mi Hijo desea que cada alma sea salvada, no importa cuán grave es su pecado. Pido que ahora empecéis la Novena de la Salvación. Debéis empezar esto de inmediato y continuarla, mientras os instruyo para el fin de los tiempos. Debéis recitar esta Oración por un total de siete días consecutivos de un mes calendario, comenzando los lunes, en el horario de la mañana. Debéis recitarla tres veces durante cada uno de los siete días, y en uno de estos días debéis ayunar. Para el ayuno se os pide comer solo una comida principal durante el día y entonces solo pan y agua en las otras dos comidas."

Esta es la oración debéis decir para cada uno de los siete días (3 veces al día por las mañanas)
 Cruzada de Oración (130) Cruzada de Oración Novena de Salvación:

Tarjetita autorizada, para hacer copias y repartir 

viernes, 4 de julio de 2014

No cortéis los vínculos con aquellos que os odian por causa Mía

Miércoles 25 de junio de 2014 a las 23:37 hrs.


Mi muy querida bienamada hija, no hay necesidad de que la gente detenga todas sus actividades normales del día a día cuando me prometen lealtad. Yo no Soy un Dios que os ordena que caigáis a Mis Pies, en detrimento(desventaja) de vuestras responsabilidades diarias. Yo no hago ostentación; parado majestuosamente, con un comportamiento orgulloso, para gobernar la raza humana, ni tampoco os dicto cada movimiento o trato de sofocaros en total sumisión a Mí. Eso no es lo que Yo Soy, porque Yo llegué como un humilde servidor para liberar al hombre de las ataduras(esclavitud) del diablo.

Vine para salvaros y vengo de nuevo para completar Mi Plan de Salvación. Yo Estoy aquí para serviros. Vengo para atraeros a Mí y mientras me deleito en vuestro amor para Mí y por el tiempo que me dedicáis, Mi intención es hacer esto de una manera que no os cause demasiada angustia. Aunque aprecio el tiempo que me dáis y las oraciones que vosotros me ofrecéis, todavía tenéis que vivir vuestras vidas con el fin de alimentaros y vestiros a vosotros mismos y a vuestras familias. Todo lo que pido es que viváis vuestras vidas de la manera que sea necesaria para poder estar a Mi servicio. Y a medida que vuestra relación Conmigo se profundice, sentiréis un deseo irresistible de hablar Conmigo a través de vuestros pensamientos y palabras.

Os pido que tratéis a los demás con el respeto que me mostráis a Mí. No discutáis ni perdáis la calma con los demás por Mi causa. Nunca justifiquéis las acciones o palabras, aún así, de los que me insultan - solo orad por ellos. A medida que  vuestro amor por Mí crece, vuestra relación Conmigo va a ser más íntima. Cuando eso suceda, ese será el momento en el que será arrojada sobre vosotros la ira de aquellos cuya fe es débil. Esperad que esto ocurra y no os alarméis o angustiéis, pues cuando estáis en unión Conmigo, entonces seréis odiados por esto. Sed pacientes con estas personas. Sed amables. Sed corteses. No os molestéis en discutir, porque nada de lo que digáis hará una diferencia. En cambio, mostradles el significado del Cristianismo respondiendo al odio con amor. 

No cortéis los vínculos con aquellos que os odian por causa Mía. En su lugar, por favor, orad por ellos. Debéis tratar de mantener un equilibrio en vuestra vida cuando estáis en unión Conmigo. Mientras Yo deseo vuestra compañía también deseo que améis a los que me necesitan, pero que no pueden verme; a quienes no pueden descubrirlo en su corazón para aceptarme o a quienes no tienen ningún concepto de lo que significa la Vida Eterna. Vuestro deber es para Conmigo y Mi Deseo es que vosotros utilicéis vuestro tiempo sabiamente para amar a estas almas. A través de vuestras palabras, actos, acciones y oraciones, podéis y me traeréis estas almas. 

Vuestro Jesús